El Hospital Teófilo Dávila de Machala fortaleció la atención en oftalmología, otorrinolaringología y neurología, a seis pacientes con Síndrome de Laron, que fueron localizados por el equipo de Médico del Barrio, en cantones de la provincia de El Oro.

 

“Desde que inició la estrategia me han atendido muy bien. Estoy agradecida por haber gestionado la atención especializada para nuestros niños”, subrayó Carmita A., madre de Analía B., que tiene esta patología.

 

El síndrome de Laron es una enfermedad congénita caracterizada por una marcada baja estatura, asociada a niveles normales o elevados de hormona del crecimiento.

 

 

Paola Feijoo, médico familiar del distrito de 07D04, explicó que la valoración de los especialistas permitió conocer el estado de salud de esas personas, así como la intervención a seguirse para evitar futuras complicaciones.

 

La Coordinación Zonal 7-Salud también ha gestionado la atención de pacientes con síndrome de Laron, en hospitales del país, luego de la valoración realizada por  especialistas.

 

Ricardo Márquez, gerente hospitalario, señaló que esta casa de salud es un hospital de referencia provincial y tiene abiertas sus puertas para los pacientes que lo requieran.

 

 

Lcdo. Andrés Quevedo

Analista de Comunicación del Hospital Teófilo Dávila 

 

 

Desde hace unaño aproximadamente se aplica un tratamiento alternativo con la toxina botulínica tipo “A” en el Hospital Teófilo Dávila, de la ciudad de Machala, provincia de El Oro.

 

Luis Gaibor Noboa, neurólogo de esta casa de salud, explicó que esta toxina es una proteína que ayuda a detener los espasmos musculares al inyectarse directamente en el músculo del paciente. “Se utiliza para los dolores crónicos, sialorrea, distonías (contracciones del musculo), lumbalgia crónica y como tratamiento de hiperhidrosis (sudoración excesiva)”.  

 

Este tratamiento inició con 10 pacientes a los cuales se les inyectó la toxina botulínica con el objetivo de mejorar sus condiciones de vida, “en algunos pacientes la terapia del dolor no funciona y aplicamos esta alternativa que ha permitido aliviar los dolores”, dijo el galeno.

 

Antes de realizar dicho tratamiento se hace un diagnóstico multidisciplinario con varios profesionales, quienes analizan las patologías de los pacientes y si es factible cumplir con este procedimiento. 

 

La toxina se la puede aplicar en pacientes desde la infancia hasta en adultos mayores según su patología, para lo cual se necesita de la asistencia del médico ocupacional.

 

 

Responsable:

Lcdo. Andrés Quevedo

Analista de Comunicación del Hospital Teófilo Dávila 

 

 

 

Durante la pandemia el Ministerio de Salud Pública a través de la Coordinación Zonal 7-Salud ha entregado una importante cantidad de equipos  biomédicos, los que son utilizados en la atención a los pacientes covid-19.

 

Ricardo Márquez Guerrero, gerente hospitalario, dio a conocer que en estos días recibió más equipos que fortalecen la respuesta operativa de  esta casa de salud, entre los equipos recibidos constan: un equipo Rayos X portátil, 2 ecógrafos, 5 monitores multiparámetro, 2 desfibriladores, 4 aspiradores torácicos, entre otros. Para el servicio de emergencia se recibió 4 modernas camillas de transporte.

 

 

Con una inversión aproximada de 600 mil dólares el Hospital Teófilo Dávila ha recibido equipos de última tecnología, por parte del Ministerio de Salud Pública a través de la gestión de la Coordinación Zonal 7-Salud.

 

Márquez, destacó la importancia de contar con un equipo de Rayos X portátil, el cual permite atender a los pacientes covid-19 en su cama, y de esta manera no trasladarlos hacia el centro de imágenes, lo que mejora el tiempo en su atención y diagnóstico.

 

De esta manera se sigue fortaleciendo el sistema de salud de la ciudad de Machala, la provincia de El Oro y la zona 7 con el aporte del Ministerio de Salud Pública.

 

 

 

 

 

Responsable:

Lcdo. Andrés Quevedo

Analista de Comunicación del Hospital Teófilo Dávila 

 

Blue Flower